Seleccionar página

Fiuba

Desde el segundo cuatrimestre del 2011 la Facultad de Ingeniería de la UBA tendrá como materia optativa para Industriales la materia Emprendimientos en Ingeniería.

Cuando me recibí de Ingeniero me propuse devolverle a la Facultad algo de todo lo que me dio. Sin meterme en temas políticos, tener la posibilidad de cursar una carrera de forma totalmente gratuita es algo que creo que no valoramos suficiente. Por eso, desde que terminé siempre quise hacer algo para ayudar a que esto siga siendo así.

Por suerte mi primo y gran amigo El Agu, un emprendedor serial, estaba interesado en lo mismo. El también es Ingeniero de la UBA, también tiene pasión por los emprendimientos, y además tiene un empuje y un don de gente que yo no tengo, así que era fundamental que lo hiciéramos juntos. En realidad, que yo lo ayudará a él. A mitad del 2010 empezamos a hablar de impulsar la creación de una materia para emprendedores en la FIUBA. Lo bueno fue que hablamos poco yarrancamos en seguida a hacer.

Empezamos el curso de emprendedores de EMPREAR, como una manera de formarnos en algo que tiene mucho más de arte que de lógica. Eso nos ayudo a mejorar mucho nuestra red de contacto y nos mostró una manera de cursar una materia de emprendimientos.

Al mismo tiempo, el Agu contactó a otro ingeniero con ganas de cambiar algo en la facultad,Martin Andreatta, que ya era profesor de una de las mejores materias de la carrera. Juntos empezamos a planear y a averiguar cómo se hacía para inventar una materia en la UBA. Cómo mover a un elefante que no tiene ganas de moverse. Sabíamos que nos metíamos en una muy difícil, pero a todos nos movía lo mismo, la pasión por los emprendimientos y el amor por la facultad. Esto fue un factor común en toda la gente que se acercó al proyecto.

Arrancamos como se arrancaría un emprendimiento. Haciendo un estudio de mercado, buscando saber si realmente los alumnos valorarían la creación de una materia de este tipo. Lanzamos una encuesta que hoy ya tiene 515 respuestas y al 97% le parece muy importante o importante la creación de la materia. Ya sabíamos que ese iba a ser el resultado. En la facultad de ingeniería nos preparan para ser empleados de gran empresa. En toda la carrera nadie me nombró jamás la palabra emprendedor. Incluso de las PyMEs, gran motor nacional, nadie se acuerda.

¿Cómo se crea una materia? No teníamos idea. Las perspectivas arrancaron muy mal. Con la mayoría de la gente de adentro de la facultad diciéndonos que no íbamos a poder lograrlo en menos de 3 o 4 años. Que justo habían cambiado los planes de estudio. Que no se podía. Que convenía hacer un curso extracurricular arancelado (no todo es por amor en la facultad, algunos buscan recaudar). El conformismo podía más. Desalentador.

Necesitábamos juntar fuerzas, sabíamos que se venía un camino largo y que no todos íbamos a estar hasta el final. Sin embargo, eso nunca nos tiró abajo. La encuesta ayudó a que muchos se ofrecieran para ayudar. Entre ellos, Nico Minuchin. Un caso de estudio. Ingeniero de la UBA y MBA de Standford, hizo su carrera en Techint (como aprendió en la facultad) hasta que se dio cuenta que emprender era lo que le gustaba. Ahora maneja su propia empresa. Nico es una pieza clave, además de aportes siempre afilados y un estilo calmado, ayudó a acercar al grupo lo que le faltaba, un padrino.

Anibal Cofone es de esa gente que quiere cambiar el mundo. Es profesor de la materia optativa de Diseño de Producto, creada por él hace más o menos 20 años. Esa fue una de las últimas materias que se habían creado en la facultad. Un tipo con un empuje único que fue clave para lograr que todo salga bien. Consiguió las reuniones adecuadas y nos guió en todo el proceso. Por él hemos tenido que correr para meter en la agenda de las comisiones curriculares la creación de la materia. Y gracias a él, logramos en menos de 10 meses lo que muchos estimaban en 3 o 4 años. Algo curioso es que logramos que salga la materia pero creo que todavía ninguno de los principales miembros del equipo sabe realmente  cómo se crea una materia. Mucho lobby básicamente.

Ahora viene la mejor parte. Estamos armando las clases, trabajando para hacer de esta una de las mejores materias de la carrera. Sumando gente importantísima al equipo, como Pablo Altamira, otro emprendedor con mucho empuje y pasión, también ayudante de una materia en la Facultad. Pasaron en el camino varios que aportaron su granito de arena y después sus ocupaciones no los dejaron seguir. Incluso yo, casi no participé de la última etapa por falta de tiempo y por tener que atender otros compromisos. Y eso fue lo lindo de este grupo y de este camino. El que venía aportaba y si se quedaba mejor, si se iba no había drama. Gran merito del Agu que fue el primero que se dio cuenta de que no había otra manera de lograr esto. La clave era sumar gente con ganas. Si se quedaban, mejor, si se iban, lástima. Pero nunca pensamos en problemas de ego o de cartel. Teníamos el objetivo claro. Había que crear una materia. No importaba quien se colgara la medalla después.

Como digo en el título, con pasión, un gran equipo y la ayuda de un gran padrino logramos resultados. Sin duda el compromiso que le pusimos los que participamos no vino por una ambición de dinero o fama, nuestro objetivo era que los alumnos de la facultad tuvieran herramientas para armar empresas. Básicamente, porque creemos que eso es uno de los motores que puede cambiar la realidad de un país.

Cualquier comentario que quieras hacernos, comenta acá o manda mail a fiubaemprende@gmail.com. Estamos buscando speakers para las clases, emprendedores que quieran compartir su experiencia con futuros ingenieros de la UBA.

Les dejo un videíto que explica un poco que pasó acá…